Hospital de la Policía organiza jornadas científicas y posee una sala de diálisis

El Hospital General Docente de la Policía Nacional (HOSGEDOPOL) ha creado las condiciones necesarias a fin de darle asistencia de calidad a la ciudadanía y en especial a miembros de la Policía Nacional, modernizando las áreas de hemodiálisis y materno infantil y ampliando la zona de emergencia, entre otras.

Con esto se da inicio a un proceso de apertura con el fin de dar servicios a la ciudadanía en general, equipándose con modernos equipos para ofrecer diálisis, con capacidad para 77 pacientes a la vez, y un amplio pabellón donde funciona el materno-infantil con 26 camas y siete quirófanos.

El subdirector administrativo, coronel Juan Gabriel Gautreaux, contó que con el fin de darle facilidades al público que busca los servicios de salud del referido centro de salud, se ha creado la aplicación APP HOSGEDOPOL, que procura que el paciente pueda hacer sus citas por esta vía y buscar informaciones de los servicios y otros tipos de facilidades.

El oficial reveló que recientemente se realizó con éxito una intervención quirúrgica que hasta el momento este tipo de operación estaba destinada a realizarse en centros como Cecanot, o Cedimat, y agregó que los adelantos del HOSGEDOPOL están a la altura de los grandes centros asistenciales del país.

“Se trata de un paciente que tenía un tumor en el cerebro y un equipo de médicos nuestros le practicó una delicada intervención quirúrgica con éxito y 48 horas después ese paciente fue despachado a su casa y hoy está totalmente recuperado”, dijo.

El hospital de la Policía ha sido incorporado al Sistema Nacional de Emergencias 9-1-1 y atienden todas las emergencias que llegan allí sin importar que sea miembro o no de la institución.

La actual administración construyó un moderno pabellón materno-infantil con siete quirófanos y 26 salas de internamientos, una sala de diálisis para 77 pacientes diarios, que atiende a los personas con problemas renales de lunes a sábado de manera ininterrumpida.

A eso se le agrega un área para odontología lista para atender a 15 pacientes de manera simultánea y otra para salud mental, gastroenterología, oftalmología, instalación de un sistema automatizado de turnos, un nuevo comedor, salón multiusos y de reuniones, así como la realización de jornadas científicas.

“El paciente que viene a este hospital, si tiene Senasa no paga el copago o como dice, la diferencia, y naturalmente cuando el 9-1-1 trae un paciente, si tenemos que ingresarlo, lo ingresamos y le damos seguimiento y no le cobramos un centavo”, dijo el coronel Gatreaux.

El hospital cuenta con todas las especialidades. Hay diez cardiólogos, también nefrólogos, ortopedas, servicios de ginecología y obstetricia y oftalmología, un banco de sangre y la sala de hemodiálisis, donde siete nefrólogos, tres médicos generales, un nutricionista y un equipo de técnicos asisten a los pacientes con problemas renales.

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *